Más allá del color de los carros, mitos y realidades

Durante mucho tiempo se ha creído que la elección del color de los carros está directamente relacionada con la prevención de accidentes y robos, por citar un ejemplo, los mitos urbanos dicen que los carros negros tienden a tener más accidentes. Sin embargo, realidad es que la pintura si influye en la protección del auto, pero hablamos de una protección muy diferente y su relevancia va más allá de los mitos urbanos y de la elección de un color por gusto.

El primer punto para entender es que la pintura de un automóvil es un sistema de varios pasos y que cada uno de ellos aporta un valor diferente para llegar a un acabado final que brinde la protección de la que hablamos. Para empezar, debemos aclarar que en la pintura de un auto van 3 capas:

La primera es una base, la cual es la encargada de proteger la lámina de la corrosión que se pueda generar con el paso del tiempo, garantiza una adherencia y cobertura correcta del color y cuya aplicación adecuada marca una diferencia significativa en la obtención del color deseado.

La segunda capa es el color donde la libertad de escoger cualquier tono es absoluta y dependerá únicamente del gusto y personalidad del comprador.

Finalmente, la tercera y última capa es el barniz, la cual protege el color frente el medio ambiente, es decir la más importante para no tener un desgaste en la pintura con el paso del tiempo, pero para ello es muy importante en su composición se hayan incluido protectores UV ya que los pigmentos suelen ser fotosensibles.

Una vez entendido que el proceso de las capas de pintura no es una tarea fácil, debemos resaltar que para estos productos existen diferentes tecnologías de fabricación y cada una tiene un impacto diferente en el medio ambiente y en el pintor de automóviles. Para estos trabajadores, estar expuestos de forma directa tanto tiempo, genera que respiren sustancias que suelen ser riesgosas para sistema respiratorio con el paso de los años por eso siempre se recomienda que se usen de forma adecuada todos los elementos de protección.

Por este motivo, tanto los productores de pintura automotriz como los dueños de automóviles deben analizar el impacto de esta actividad y solicitar promover el uso de productos amigables para el medio ambiente y la salud humana.

Al respecto, Erica González, responsable de marketing de pinturas para Colombia, Ecuador y Venezuela en BASF, empresa de soluciones químicas, resalta que “pensar desde la química en soluciones para obtener pinturas sostenibles y con menos componentes dañinos para el medio ambiente y la salud es una necesidad. Así que trabajamos por generar soluciones que contribuyen a mejorar la calidad, el aspecto, la resistencia y la durabilidad de la pintura automotriz. En este sentido y gracias a ello, podemos ofrecer diferentes tecnologías de productos que no sólo ofrecen una calidad superior e innovación que genera una diferenciación en color y productividad para el taller automotriz, sino que también son amigables con el medio ambiente y la salud humana”.

No es cuestión del color

Sin duda, después de entender todo el contexto detrás del color podemos decir uno de los grandes mitos más grandes es pensar que el color de los carros está directamente relacionado con el porcentaje de accidentalidad o robos. Las cifras y los expertos nos demuestran que eso no es así.

Según datos del Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI). Las tonalidades con mayor frecuencia siniestral, según datos del Sistema Integral de Peritación On-line – SIPO, son: Gris (29.6%), Blanco (23.8%), Plata (19.3%), Rojo (10. 0%), Negro (7.2%), Azul (5.2%), Beige (2.1%), Verde (0.6%), Café (0.5%) y Naranja (0.5%), los cuales son ponderados respecto al costo de los materiales empleados para la aplicación de cada tonalidad.

¨No es que unos carros se accidenten más que otros. En Colombia, las grises platas son los carros que más sufren accidentes, pero esto no tiene nada que ver con color, sino porque son los de mayor cantidad, es decir los que más hay en el parque de automóviles. No hay una relación entre color de pintura y accidente más allá de la proporción¨. Resalta González.

Con esta información, revelamos que la pintura de los carros es un proceso complejo. No es una actividad sencilla de ejecutar y es fundamental para cuidar a largo plazo su automóvil. Por eso no sólo se resalta la tranquilidad para escoger un color con plena libertad ya que no tiene anda que ver con el número de accidentes, sino que también se extiende la invitación para elegir pinturas que sean amigables y sostenibles.

 

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios