La planta Dingolfing de BMW Group celebra 50 años de producción de automóviles

BHace 50 años, los automóviles de BMW Group comenzaron a fabricarse en la planta alemana de Dingolfing. Desde el 27 de septiembre de 1973, día en que abrió sus puertas, las personas que trabajan en la que hoy es la mayor planta europea de BMW Group han producido más de doce millones de automóviles. “Este aniversario es, naturalmente, una oportunidad para recordar la increíble historia de éxitos de esta planta, pero también es una excelente razón para mirar al futuro con optimismo”, dijo Christoph Schröder, Director de BMW Group Planta Dingolfing, en una ceremonia a la que asistieron representantes del sector empresarial y político. “Porque esta planta seguirá siendo de enorme importancia para BMW Group, para la región y para muchos miles de personas”, comentó.

Las cifras presentadas por el Director de BMW Group Planta Dingolfing, Christoph Schröder, y Stefan Schmid, Presidente del Comité de Empresa de Dingolfing, en el discurso que pronunciaron juntos, muestran: con 12 millones de vehículos producidos en las últimas cinco décadas, significaría que un automóvil BMW ha salido de la línea de montaje de Dingolfing cada 60 segundos; desde el primer BMW 520 Rojo Ibérico aquel 27 de septiembre de 1973, hasta el día de hoy.

Casi dos tercios del volumen de producción proceden de la serie principal de modelos de Dingolfing, el BMW Serie 5: la octava generación, en producción desde principios de julio, llegará a los Distribuidores a nivel mundial próximamente. La gama de modelos producidos se ha ido ampliando gradualmente a lo largo de las décadas y, en la actualidad, con los vehículos BMW Serie 4, BMW Serie 5, BMW Serie 6, BMW Serie 7 y BMW Serie 8, así como los modelos BMW iX y BMW M GmbH, ha alcanzado una dimensión que marca la referencia para toda la industria automovilística.

El taller de carrocería cumple con todas las medidas y más altos estándares de calidad exigidos y los fabricantes de automóviles de Dingolfing no sólo destacan en la producción a gran escala, con el máximo nivel de eficiencia y precisión, sino también en la fabricación a escala artesanal. Prueba de ello son los 99 modelos BMW Serie 8 diseñados por el artista estadounidense Jeff Koons en 2022, los 50 BMW 3.0 CSL de alta exclusividad entregados recientemente y el BMW i7 Protection, el primer vehículo de seguridad totalmente eléctrico del mundo.

La BMW Group Planta Dingolfing está estrechamente vinculada al auge económico de la región de Baviera oriental. “Sólo en los últimos diez años, incluidos los puestos de trabajo fijos para aprendices y el personal temporal, hemos contratado a 12,000 personas aquí en la planta”, ha declarado Stefan Schmid. El Presidente del Comité de Empresa también anunció que el número de nuevos aprendices que comenzarán su formación en la planta de Dingolfing en 2024 aumentará hasta 350, con vistas a la planta prevista en Irlbach-Straßkirchen. “Seguiremos siendo el mayor centro de formación profesional de BMW Group”.

El punto clave de esta historia de éxito de 50 años es la adaptabilidad continua de la plantilla de Dingolfing. “Los pioneros nunca se quedan quietos”, afirma Schröder, subrayando que: “Nos hemos mantenido jóvenes en nuestra forma de pensar, somos líderes tecnológicos con nuestros procesos y nuestros productos están claramente orientados al futuro”. La planta está dando forma a la transformación hacia la movilidad eléctrica de una manera “estratégicamente inteligente, con visión de futuro y proactiva”. Con su estrategia de un sistema de producción altamente flexible que permite fabricar eficientemente todas las variantes de trenes motrices en una línea, según la demanda del mercado, la planta se encuentra en una posición ideal, explicó Schröder: “Tenemos motivos para ser optimistas en cuanto al futuro”.

Con el BMW iX, el BMW i7 y el BMW i5, BMW Group Planta Dingolfing ha celebrado el estreno de tres modelos totalmente eléctricos en un periodo de dos años. Con el inicio de la producción del BMW i5 Touring el próximo año, Schröder espera que los vehículos completamente eléctricos representen alrededor del 40% de la producción total de Dingolfing en 2024. “Estoy seguro de que los volúmenes de producción ascenderán a mucho más de 300,000 unidades en el próximo año, a medida que toda la familia del BMW Serie 5 esté disponible”.

Schröder también está convencido que la digitalización será aún más importante, y explica que tanto el producto como el proceso de producción aumentarán en complejidad, y todo ello debe controlarse y validarse. “Dingolfing está haciendo un excelente trabajo “, explica el Director de la planta: “Somos líderes en nuestro sector, con un gran número de proyectos, como la conducción automatizada en la planta, sistemas de cámaras basados en inteligencia artificial y aplicaciones logísticas inteligentes”. En muchos aspectos, una planta de vehículos de BMW Group lleva años siendo una empresa tecnológica. “Por eso estamos reforzando deliberadamente nuestras funciones de TI, por ejemplo, a través del Centro de Innovación, que BMW Group creó junto con Microsoft, Intel y NTT en el centro de formación de Dingolfing.”

Además de automóviles, en Dingolfing también se fabrican componentes de vehículos, como piezas prensadas y sistemas de chasis y propulsión. La planta de componentes 02.20 alberga el Centro de Competencia para la producción de sistemas eDrive, con aprox. 2,400 empleados, que suministra a las plantas de vehículos de BMW Group de todo el mundo motores eléctricos y baterías de alto voltaje para la producción de híbridos enchufables y modelos totalmente eléctricos. Desde 2015 se han canalizado más de mil millones de euros en la ampliación de la planta de componentes, que es capaz de producir componentes del tren motriz eléctrico para más de 500,000 vehículos electrificados.

Otro elemento importante del sitio de Dingolfing es el Centro Dinámico: el corazón de la logística central de posventa de BMW Group, que suministra piezas originales y accesorios a la organización mundial de distribuidores de BMW y MINI.

Recientemente, BMW Group ha invertido en su planta de Dingolfing cientos de millones de euros cada año, y ya se vislumbran las próximas inversiones en futuros productos y tecnologías. “Naturalmente, los modelos del futuro que se construyan en Dingolfing también se beneficiarán de las innovaciones y los clusters tecnológicos de la NEUE KLASSE”, afirma Schröder. La planta de montaje de baterías de alto voltaje prevista en Irlbach-Straßkirchen será un elemento esencial para ello. “Por un lado, asegurará los puestos de trabajo de miles de personas y, por otro lado, permitirá la transición con éxito de la planta en Dingolfing hacia la electromovilidad”.

 

 

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios