Alejandro Fernández, quinto en su regreso a Daytona

En un fin de semana pasado por fuertes lluvias y un clima intimidante en Florida, Fernández consiguió un quinto y noveno puesto, respectivamente, en la cuarta y quinta válida del rallycross norteamericano.
Inicialmente en la jornada del día viernes Alejandro no lograba encontrar un buen balance en su auto, consiguiendo un noveno puesto en prácticas y un reñido octavo lugar en el qualifying. Esto se sumaría a una situación sorpresiva en el arranque del heat 1B, ya que en la salida un tornillo de la palanca de cambios se rompió, dejando fuera de maniobra al piloto bogotano.

Pese a ello Alejandro mantuvo la calma y la concentración necesaria para salir con la mejor actitud al heat 2B, en el cual ocupó la séptima ubicación en la grilla de partida, donde avanzó una posición tras cruzar la bandera a cuadros. Una manga nada fácil, debido a sus fuerte contrincantes, por un lado Oliver Eriksson, el campeón de la temporada 2015, Conner Martell y Miki Weckstrom, quienes para el momento ocupaban el 1-2 en la tabla general del campeonato.

Con estos resultados Alejandro no lograba clasificar directamente a la final, por lo que debió disputar el Last Chance Qualifier el día sábado, el cual se vio retrasado por cerca de cuatro horas debido a las fuertes lluvias en el Daytona International Speedway.

Precisamente las bajas temperaturas y la pista húmeda, resaltaron las difíciles condiciones técnicas del trazado, sin embargo esto no fue impedimento para que el colombiano expusiera sus habilidades al conducir, finalizando primero por encima del estadounidense Conner Martell, su más fuerte rival.


Con la posición conseguida en el LCQ, Fernández clasificó a la final de la cuarta válida, partió séptimo y logró avanzar hasta la segunda posición, la cual le fue arrebatada por parte Tanner Whitten; tanto su equipo como él mantenían la fuerza y toda la atención para lograr el tan anhelado primer lugar, intentando ser más rápidos en pista. No obstante la buena velocidad del debutante Colin Braun; quien es ex ganador de las 24 horas de Daytona, y del estadounidense Conner Martell, pusieron a temblar los espejos del colombiano, quien veía cada vez más cerca los autos de estos dos rivales. Finalmente, Alejandro tuvo que ceder dichas dos posiciones y finalizar en la quinta casilla.

“Estoy contento, logramos un top 5 y estuve muy cerca de estar en el podio. No fue fácil la carrera pero di todo de mí”, dijo el piloto del vehículo número 126 en el atardecer del día sábado. 

La quinta válida: Una jornada difícil y complicada

En tanto en la quinta válida del campeonato, celebrada en el transcurso del domingo, el bogotano de 20 años consiguió un noveno puesto en la clasificación, fue sexto en el heat 1A y 2B, participó del LCQ el cual terminó en la cuarta casilla y finalizó la carrera en noveno lugar.

Con dichos resultados Fernández acumuló 67 puntos en la tabla general y logró ascender al octavo puesto, superando a Trenton Estep, Collete Davis, Harry Gottsacker y Travis Pecoy, y ubicándose a tan solo 4 unidades del Alex Keyes.

“El domingo se complicó más de lo esperado, no logramos avanzar en la pista. Sin embargo creo que fue un fin de semana positivo, logramos sumar puntos y avanzar en la clasificación. Me mantengo seguro que podemos lograr un buen resultado en el campeonato, hay que ser persistentes”, expresó el colombiano al finalizar las competencias del fin de semana en Daytona.

La próxima cita será en 2 y 3 de julio en Jacksonville, North Carolina, evento que se realizará en la base militar de MCAS New River, en conmemoración al día de la independencia de los Estados Unidos.