Jaguar Land Rover comienza pruebas de futuras tecnologías

Primera carretera conectada en Reino Unido para vehículos autónomos.

Jaguar Land Rover está invirtiendo en el proyecto de un “laboratorio en vivo” de 41 millas creado sobre carreteras del Reino Unido para desarrollar nuevas tecnologías de vehículos conectados y autónomos. La nueva carretera de pruebas, que incluye cerca de 66 kilómetros alrededor de Coventry y Solihull, será utilizada para evaluar nuevos sistemas de conducción en condiciones del mundo real

El proyecto ‘UK-CITE’ (UK Connected Intelligent Transport Environment), que requiere una inversión de 5,5 millones de libras, creará la primera ruta capaz de probar ambos sistemas de comunicación de vehículo a vehículo y de vehículo a infraestructura sobre carreteras públicas del Reino Unido. Nuevos equipos de comunicaciones ubicados al borde de la vía serán instalados a lo largo de la ruta durante tres años en los que se llevará a cabo el proyecto para permitir la prueba de una flota de hasta 100 vehículos conectados y altamente automatizados, incluyendo cinco vehículos de prueba de Jaguar y Land Rover

Esta flota probará un rango de diferentes tecnologías de comunicación de alta velocidad que permite compartir información entre los vehículos y entre vehículos e infraestructura instalada en el borde de las carreteras, incluyendo semáforos y peajes.

Rt Hon Sajid Javid MP, Secretario de Estado de Empresas, Innovación y Habilidades, ha anunciado hoy el apoyo del Gobierno del Reino Unido para la investigación en el proyecto `UK-CITE´ con una subvención de 3.41 millones de libras de la agencia de innovación del Reino Unido, Innovate UK. Esta financiación es parte de los 100 millones de libras del fondo del Gobierno para Vehículos Conectados y Autónomos

El Dr. Wolfgang Epple, Director de Investigaciones y Tecnologías del Grupo Jaguar Land Rover, ha comentado al respecto: “Este laboratorio ‘en vivo’ permitirá al equipo de investigadores de Jaguar Land Rover y a los socios del proyecto probar nuevas tecnologías de vehículos conectados y autónomos en cinco diferentes tipos de carreteras y cruces. Este tipo de proyectos de investigación ya existen en otras partes de Europa, por lo que esta ruta de prueba es exactamente el tipo de innovación de infraestructura que el Reino Unido necesita para competir globalmente”.

“Las características de los vehículos conectados y autónomos que vamos a estar probando mejorarán la seguridad de las carreteras, realzarán la experiencia de conducción, reducirán el potencial de atascos y mejorarán el flujo del tráfico. Estas tecnologías nos ayudarán también a satisfacer la creciente demanda del consumidor para servicios conectables durante un trayecto.”

Las tecnologías conectables son herramientas clave para los futuros Sistemas de Transporte Inteligente. Estos ayudarán a las autoridades de tráfico a monitorizar y controlar el flujo de movilidad capturando datos de todos los vehículos conectables y proporcionando al conductor una guía adecuada para optimizar el trayecto.

Para mejorar el flujo de tráfico, los vehículos conectables podrán cooperar y trabajar juntos para hacer que las salidas o cruces en las carreteras sean más seguros y eficientes. Tecnologías como el Cooperative Adaptive Cruise Control (CACC) permitirán a los vehículos seguirse de forma autónoma entre sí en una formación conjunta, conocida como pelotón, haciendo que la conducción sea más segura y asegurando que el espacio de las carreteras sea usado de forma más eficiente.

Avisos “Sobre el Horizonte”

En el futuro, mensajes de aviso que hoy en día se muestran en los pórticos de las carreteras y autopistas podrán ser mandados directamente a un cuadro de mandos en el vehículo (y repetidos si es necesario). Esto tendrá el potencial de, con el tiempo, reemplazar los avisos físicos, con el ahorro que ello supondrá, ya que la instalación de cada uno de estos es costosa.

El equipo de investigación de Jaguar Land Rover estará probando en el mundo real los sistemas de aviso “Sobre el Horizonte” para cada conductor. Así, al igual que a los conductores, estos informarán a los futuros vehículos autónomos, ayudándoles a reaccionar y responder a peligros y cambios en las condiciones del tráfico automáticamente.

El Dr. Epple añadió: “Un conductor bien informado es un conductor seguro, mientras que un vehículo autónomo necesitará recibir información sobre el ambiente de conducción que se va a encontrar por delante. Las ventajas de los vehículos inteligentes comunicándose entre sí y sus alrededores incluyen un vehículo mandando una advertencia de frenado súbito o parada en una cola de tráfico o alrededor de una curva. Esto permitirá a un vehículo autónomo tomar una acción directa y responder a las circunstancias del tráfico con antelación. Los conductores recibirán un aviso visual y audible de que otro vehículo está causando peligro fuera de vista o sobre el horizonte cercano aunque no sea visible”.

“El acercamiento o llegada de un vehículo de emergencia o socorro puede ser de vez en cuando estresante para los conductores. Si nosotros podemos informar al conductor o al vehículos autónomo mucho antes de que el vehículo de emergencia se aproxima, podemos asegurar que las mejores decisiones serán tomadas para mover el vehículo fuera del camino de forma segura y conveniente, y dejar al vehículo de emergencia pasar sin problemas.”

El sistema “Aviso de Vehículo de Emergencia” de Jaguar Land Rover identificará que una ambulancia conectada, un camión de bomberos o un vehículo de policía se aproximan por la comunicación de vehículo a vehículo. El conductor recibirá un aviso mucho antes de que las luces y las sirenas sean audibles o visibles.

 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *